fbpx

Acceso a información de licitaciones: un calvario para el usuario en las plataformas oficiales

-Plataformas presentan procesos complejos que dificultan el monitoreo del gasto público. 

El acceso a la información no solo es un derecho que tienen las personas sino también es necesario para la fiscalización y el control del gasto público en el país. 

Casos de corrupción como el de “Cochinilla”, que giran en torno a procesos de licitaciones y contrataciones públicas, demuestran que todo lo vinculado a estos procesos debería ser transparente y de fácil acceso para el ciudadano

No obstante, la realidad en Costa Rica es opuesta. Tanto la plataforma de la Contraloría General de la República, donde se puede ver el detalle de las licitaciones y la del SICOP dónde se pueden verificar contratos, son sistemas complejos y obsoletos para el usuario. 

Para Violeta Pallavicini, quien es experta en materia de acceso a la información, las plataformas no son el problema, pero hay que “brindar más información a los ciudadanos sobre el uso de estos sistemas, así como seguir mejorando la información contenida en dichos sistemas y en las páginas institucionales de la administración pública”. 

Contraloría: un mar de información difícil de entender 

El sitio web de la CGR no solo presenta errores informativos, como lo comentamos en artículos anteriores (nota recomendada), sino también representa todo un reto para cualquier usuario poder acceder y entender la información. 

Si la idea es acceder a información de licitaciones se debe ir a la sección de “consultas”. Luego a “consultas sobre contratación administrativa” y finalmente presionar el botón “ingresar a la consulta”, esto solo para poder acceder al portal. 

En el sitio aparecen las licitaciones del año 2007 a la actualidad y un botón de búsqueda que solo permite buscar el nombre del adjudicatario, es decir, la empresa que ganó la contratación.  

Si se ingresa a un detalle el entendimiento se vuelve más complejo. EL sitio muestra información de la contratación de manera muy general y para poder tener acceso a los detalles se puede ingresar a las siguientes pestañas: 

  • Procedimiento 
  • Líneas 
  • Objeción 
  • Enmienda 
  • Adjudicación 
  • Revocatoria/Apelación 
  • Contrato 
  • Documentos 
  • Historial Contractual 

SI bien lo anterior podría parecer positivo por la variedad de elementos, la realidad es que en ningún espacio hay un glosario o una guía para poder entender la información. Además, a la hora de ingresar muchas de estas no tienen ningún contenido y agregan que “no se ha encontrado ningún dato”

SICOP: procesos complejos para encontrar contrataciones 

Por otra parte, si hablamos del SICOP, la plataforma oficial por donde se realizan las compras del Estado y se muestran todos los contratos, su portal es igual de complejo para el usuario. 

Para poder revisar contrataciones ya realizadas hay que dirigirse a la sección de “expediente electrónico”. Una vez ahí la búsqueda se puede realizar a través del número de solicitud institucional o de contratación, del número de procedimiento, la fecha y la hora de la solicitud o el código de clasificación. 

Notas de interés  Lineth Saborío vence en convención y será candidata a la presidencia por el PUSC

Hay otras opciones de búsqueda como la identificación o nombre de la institución, que parecen bloqueados y no se pueden llenar de inicio. 

Si mediante alguna de las opciones anteriores se logró ubicar la contratación deseada, una vez adentro aparecen nueve campos de información, de los cuáles la mayoría usualmente no tienen contenido. Muestran la leyenda “los datos consultados no existen.” 

La información llega a estar al alcance de las personas, pero a través de procedimientos complejos y poco claros que pueden afectar la experiencia del usuario en estos sitios. 

De igual manera, la plataforma solo funcionará en computadoras que cuenten con un sistema operativo de Windows, por lo que se limita el acceso para usuarios que cuenten con dispositivos distintos, como modelos de Apple. 

Total
0
Shares
Nota anterior

Solo el 0,028% de personas con al menos una dosis contra COVID-19 han requerido hospitalización

Next Post

¿Qué significa la moción de censura presentada por los diputados a los ministros del Gobierno?