Geógrafo: “Vivimos un proceso de recomposición de la hegemonía global” 

  • Experto analiza escalas global, internacional, nacional y regional 

“Las sanciones económicas están siendo utilizadas como un “termómetro” para medir las intenciones y el potencial de acción de Rusia“,

—Andrés Jiménez, geógrafo e investigador UCR.

Ayer, 24 de febrero, fue el primer día del ataque militar rusa en territorio ucraniano, luego de reconocer unilateralmente a las provincias de Donestk y Lugansk como independientes. 

A raíz de estos acontecimientos, El Conocedor conversó con el geógrafo e investigador de la Universidad de Costa Rica, Andrés Jiménez para obtener una radiografía general de lo qué está pasando en territorio eslavo. 

Reconfiguración geopolítica

Para el experto, este conflicto representa una reconfiguración política que viene ocurriendo desde finales del Siglo XX. 

“Vivimos una recomposición de la hegemonía global, donde Estados Unidos ha visto desgastado su rol como hegemón mundial, en un plano político, económico, social y cultural, por lo que otros Estados han venido disputando este “lugar”.  

Esto lleva a generar ciertas transformaciones del mundo unipolar (un único hegemón) que materializó después de la disolución de la Unión Soviética, pero que ahora tienen a convertirse en un mundo multi-polar”

expresó. 

Para Jiménez, este proceso se observa en distintas escalas 

“Este conflicto nos refleja una escala global, donde se ubica Rusia y la OTAN, los cuales están buscando captar apoyo de otros Estados y están buscando delinear las dinámicas económicas y políticas para los futuros años a nivel de las relaciones planetarias.  

“Por otra parte, en una escala internacional se ubica las relaciones entre el Estado de Rusia y Ucrania. A una escala nacional, la cual hace referencia al espacio dentro de las fronteras del Estado ucraniano, lugar donde, hasta el momento, se está desarrollando la confrontación bélica. Y, es a una escala regional, en este caso la región de Donbass, donde se gestó el detonante de las acciones que estamos presenciando”

, mencionó el geógrafo. 

De igual manera mencionó que el conflicto Rusia-Ucrania-OTAN, representa una “canalización de procesos históricos que tiene un potencial de reconfigurar las relaciones y dinámicas globales”. 



¿Por qué a Rusia no le conviene que Ucrania ingrese a la OTAN? 

“Ucrania representa uno de los límites trazados por Rusia (“Línea Roja”) al avance de la influencia de la OTAN. Históricamente, Ucrania se ha localizado dentro de la esfera de influencia política y económica de Rusia. En sentido contrario, los miembros de la OTAN ven en Ucrania un espacio geoestratégico para disputar la influencia rusa y potenciar el avance de su influencia (el avance de “occidente”). Asimismo, en Crimea se localiza una de las bases navales más importantes de Rusia en el Mar Negro; y por Ucrania pasa el gaseoducto ruso que abastece a Europa. 

El ingreso de Ucrania a la OTAN, representaría una disminución de la influencia y control ruso en este Estado. Asimismo, podría significar la puerta de entrada para el establecimiento, por parte de la OTAN, de bases militares en las cercanías de las fronteras de Rusia. Por tanto, se puede estar conceptualizando esto como un problema de seguridad nacional por parte de Rusia.”  

¿Cómo pueden intervenir el Consejo de Seguridad de la ONU o la OTAN? 

“Hay dos posibles vías: la económica y la militar. Hasta el momento se ha activado con más fuerza la vía económica, a través de una serie de sanciones que pretenden aislar económicamente a Rusia y desestabilizar su economía. Por otra parte, la vía militar no se ha activado abiertamente, y sus aportes se han concentrado en el envío de armamento hacia Ucrania”. 

¿Qué impacto tienen las sanciones económicas que anuncian la UE y EE.UU.? Es decir, además de no ingresar en un enfrentamiento armado, ¿Por qué se usan como primera medida de respuesta? 

“Las sanciones económicas parece que están siendo utilizadas como un “termómetro” para medir las intenciones y el potencial de acción de Rusia. Su objetivo es tratar de detener la invasión y el despliegue militar ruso. Esto tiene mayor sentido, dentro de un proceso de globalización neoliberal, donde la economía es un “arma” estratégica que tiene potencial de redirigir acciones a distintas escalas y controlar Estados.

Asimismo, representan una medida de presión que pretenden influenciar en el devenir de los acontecimientos. En este contexto, así como en otros, podríamos interpretar las sanciones económicas como un tipo de “bala” que pretende “herir” al contrincante de muerte y retraer acciones en curso”. 

¿La invasión a estas regiones podría ser permanente o incluso expandirse? ¿Cuál es el fin de intervenir estos territorios? 

“Es prematuro vislumbrar el desenlace de esta situación, lo cual va a depender de las acciones que realicen otros Estados a un nivel militar, pero, también, a nivel diplomático. Un escenario posible, si no interviene militarmente la OTAN, es que Rusia reafirme su reconocimiento de independencia a la República Popular de Luhansk y de Donetsk, permaneciendo bajo un control-influencia rusa. Un segundo escenario posible, es la reacción militar de Ucrania con apoyo de la OTAN, o bien, una intervención militar directa de la OTAN, lo cual podría modificar el escenario anterior.  

En lo que hay un mayor grado de seguridad, es que, la correlación de fuerzas de este conflicto bélico, va a llevar a generar una transformación del mapa político del continente euroasiático. 

Por otra parte, la región de Donbass comparte ciertos elementos con Rusia, por ejemplo, idioma o moneda. Asimismo, en esta región hay importantes yacimientos mineros que puede ser aprovechados por Rusia. Pero, además, este conflicto está midiendo las fuerzas que tienen potencias globales. Es decir, estamos ante un conflicto que sucede a una escala nacional (Ucrania) pero que cuenta con un potencial de generar transformaciones globales.  Estamos experimentando un acontecimiento que tiene potencial de transformar la situación global tal como la conocemos hoy en día”. 

Total
6
Shares
Nota anterior

Puntos de vacunación para este fin de semana. 26 y 27 de febrero

SIGUIENTE NOTA

Guerra Rusia – Ucrania: ¿cuál es el rol de la OTAN en el conflicto?