Reducción de Beneficios Fiscales: salario escolar pagaría nuevo impuesto

Como parte de las negociaciones con el FMI y con el propósito de disminuir un 0,32% del déficit fiscal, una de las propuestas del Gobierno consiste en aprobar una ley para eliminar exoneraciones fiscales y reducir el gasto tributario. Esta disminución del déficit sería progresiva hasta alcanzar el 0,32% en el año 2025.

El principal objetivo de la propuesta es asegurar la estabilidad económica a mediano y largo plazo, mediante una reducción de incentivos fiscales y del gasto tributario, entre otras medidas.

Recordemos que una exoneración fiscal es cuando el Gobierno le permite a una empresa, sector o institución no realizar un pago de impuestos u obligaciones tributarias, por una razón específica, como el caso de las empresas en régimen de zonas francas.

Y es que, las recientes exoneraciones -por un año- en el pago del Impuesto al Valor Agregado (IVA) para los servicios turísticos y la construcción, dejarían un hueco fiscal millonario que el Estado pretende tapar.

La exoneración temporal en el pago de tributos para dichos sectores tiene como objetivo impulsar la reactivación económica y el empleo, en momentos en que el país se ha visto afectado por la emergencia del Covid-19. Dicho lo anterior, procedamos a ver qué propone esta ley.

Salario Escolar

Lo primero que propone el proyecto es eliminar la exoneración del impuesto de renta que tiene el salario escolar. A día de hoy, las personas que tienen este beneficio reciben el dinero sin esta rebaja, algo que cambiaría con las reformas que modificarían la Ley de Renta Global.

Notas de interés  Negociación FMI: la propuesta del Gobierno para salir del déficit fiscal

Es importante señalar que el nuevo cargo al bono escolar solo aplicaría para personas con salarios mayores a 633 mil colones. Si está por debajo de este monto la exoneración continuará y el pago del mismo no tendrá ninguna reducción. Según datos de Hacienda, alrededor del 70% de los salarios no se verían afectados.

Actualmente, al salario escolar se le aplican las retenciones de ley como seguridad social, embargos y pensión alimenticia, pero está exento del pago al impuesto de renta.

Remesas al exterior 

El proyecto plantea un aumento de cinco puntos porcentuales a las remesas al exterior, es decir, al dinero que sale del país por pago de servicios u otros conceptos. Es importante señalar que, al ser pagos relacionados con actividades desarrolladas en el país, las remesas se consideran gastos deducibles del impuesto sobre las utilidades. 

Por ejemplo, por pensiones, jubilaciones, salarios y cualquier otra remuneración que se pague a un empleado directo, el impuesto pasaría de un 10% a un 15%. En el caso de los trabajadores independientes pasaría de un 15% a un 20%.

Ajustes a las rentas de capital.

Para comprender esta propuesta del Gobierno, es necesario definir el concepto de renta del capital. Este es un impuesto que se cobra por la posesión o comercialización de bienes muebles e inmuebles.

Con la aprobación de este proyecto se cobraría un 15% sobre las rentas del capital, con un incremento de 1,5 puntos porcentuales durante dos años. Esto quiere decir que, durante los dos primeros años, una vez el proyecto entre en vigencia, se pagaría un 16,5% sobre las rentas del capital.

Notas de interés  Impuesto a la lotería: premios mayores a ₡231 mil pagarían un 25%

En un principio, este proyecto de ley incluía eliminar un 50% de la exoneración sobre los rendimientos del sistema de pensiones complementarios, sin embargo, el Gobierno señaló que esto se eliminará vía moción en la Asamblea Legislativa, por lo que no serán gravados y mantendrán su exoneración.

Resumen de los principales puntos

¿Está de acuerdo con aplicarle el impuesto de renta al salario escolar?

Notas relacionadas


Total
0
Shares
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous Post

Ley General de Aduanas: proyecto busca reducir gastos y agilizar procesos aduaneros

Next Post

¿Qué es la cesantía y cómo funciona?